lunes, noviembre 28, 2005

Planeta Junior editará más clásicos de la Nippon Animation en 2006

2006 será un buen año para los amantes de los clásicos de la Nippon Animation y su World Masterpiece Series, un extenso conjunto de series que adaptan novelas occidentales. Planeta Junior no sólo ha confirmado de forma definitiva la edición de algunos títulos de cuya salida se venía rumoreando desde verano, sino que además anuncia el lanzamiento de un par de series más. Esos animes son Ana de las Tejas Verdes, Nils Holgersson, Perrine, Rascal y Simbad el marino.



Ana de las Tejas Verdes, el primer anime del que hablamos en Reflexiones de un bot, es una producción de 1979 que consta de 50 episodios y en la cual trabajaron Hayao Miyazaki e Isao Takahata, años más tarde fundadores del Studio Ghibli. Es la adaptación animada de la novela homónima de Lucy M. Montgomery, protagonizada por la pelirroja y soñadora huérfana Ana Shirley, una niña que es adoptada por Matthew y Marilla Cuthbert, los solterones hermanos que viven en una granja conocida como Tejas Verdes, situada en Avonlea. Aunque ellos querían un chico para que pudiera ayudarles en el trabajo, no se arrepentirán de haberse quedado con la pequeña. Poco a poco, Ana se irá haciendo mayor y vivirá grandes emociones, pero también los sinsabores de la vida.



Nils Holgersson es la versión en dibujos animados de la novela de Selma Lagerlof titulada El maravilloso viaje de Nils Holgersson. De la animación se encargó Studio Pierrot en 1980, y parte de sus 52 episodios fueron dirigidos ni más ni menos que por Mamoru Oshii (Blood the last vampire, Ghost in the shell), en uno de sus primeros trabajos. Esta anime cuenta la extraordinaria historia de Nils, un niño sueco que vive en una granja y al que le gusta incordiar a los animales. Un día captura a un duendecillo y éste le hechiza, haciendo que Nils sea tan pequeño como él. A partir de entonces, los animales a los que siempre molesta aprovechan para atacarle. Para salvarse, se monta en la oca Martin, que en ese mismo momento comienza a volar uniéndose a una bandada de cisnes que se dirigen a Laponia. Junto a ellos y a un simpático hámster, Nils vivirá la mayor aventura de su vida, viajando por los más bellos paisajes y corriendo algunos peligros mientras se da cuenta del valor de la amistad, el coraje y la naturaleza.



De 1978 es Perrine, un drama de 53 episodios que recoge la historia creada por Hector Malot. Es la segunda mitad del siglo XIX, Perrine es la hija recién entrada en la adolescencia de una familia de tirititeros que viajan por toda Europa con su espectáculo. Durante ese viaje, el padre de Perrine muere en Yugoslavia y su madre, enferma, hace lo propio más adelante. Pero antes, le cuenta algo que puede cambiar el futuro de la chica: su abuelo, con el que habían roto relaciones muchos años atrás, es un hombre acaudalado que vive en París. Entonces Perrine se desplaza hasta la ciudad de las luces para reencontrarse con él, topándose finalmente con un hombre duro, ciego y solitario que no se fía de nada ni de nadie.



Un año antes se había estrenado en Japón Rascal, de 52 capítulos, otra serie en la que había trabajado Hayao Miyazaki. En esta ocasión se trata de la adaptación de una novela escrita por Sterling North en 1963. En el condado de Wisconsin vive el pequeño Robby North. Mientras está pescando en el río con su amigo Oscar, escuchan un disparo cercano y, al acercarse, descubren a un mapache muerto. Junto a él está su cría. Robby decide llevársela a su casa y cuidarla. A ese mapache le llamará Rascal y se convertirá en su mascota y fiel amigo. Sin embargo, Rascal pronto comienza a crecer y eso traerá algunos problemas a la familia North y a sus convecinos. Robby intentará que la presencia de Rascal no altere el día a día de la comunidad.



Finalmente, Simbad el marino es una producción de 1975, nuevamente de 52 episodios. A partir de las historias de Las mil y una noches, se recrean las fantásticas y arriesgadas aventuras del legendario Simbad, con la particularidad de que todavía es un niño. Después de infiltrarse en el palacio real de Bagdad, Simbad descubre que existe un mundo misterioso y atrayente más allá de esa ciudad. Azuzado por las narraciones de su tío, el capitán Alí, se escapa de casa para enrolarse en el barco de su tío y partir hacia lo que la vida le depare. Eso sí, siempre acompañado de Sheila, su fiel ave. Princesas, monstruos y ladrones se cruzarán en su camino.

2 Comments:

At 10:41 p. m., Blogger jeffCostello said...

Dios lo que llegue a llorar con Nils olgerson. Solo escribir estas palabras y ya me viene la melodia a la cabeza... Creo que llegue a ver el final en la 2, cuando era un chinorri, de la reposición de tele5 pase bastante, la verdad. Uno que se hace maduro y no es capaz de ver las cosas con ese punto de inocencia y curiosidad que tenia de peque.

A ver si algun dia vuelven a poner esas series por la tele, y de tarde, coño, que la programación da verdadera pena. Quiero volver a ver los robinsones del sur, ulises XXI, la petita polon etc. Y no es por nostalgia.

 
At 8:40 a. m., Blogger Kyosuke said...

Yo siempre le he tenido ganas a "Nils Holgersson", me encantaba de pequeño, aunque no sé si la vi en Telecinco o Antena 3, diría que en ésta última. Así que la compraré, al igual que "Ana de las Tejas Verdes".

 

<< Home

Todas las imágenes utilizadas en Reflexiones de un bot son propiedad de sus respectivos autores originales y su uso es meramente informativo. Asimismo, todos los textos publicados son propiedad del autor del blog, a excepción de las notas de prensa publicadas en su formato original. Se prohíbe el uso total de los textos en otros blogs, páginas personales y portales de información. Gracias por vuestra comprensión.